Fecha

21 Oct – 9 Dic 2021
18:00 h.

Espacio

Real Academia de Bellas Artes de San Fernando. Sala Guitarte

Dirección

Calle de Alcalá, 13 – 28014 Madrid

Categoría

Conferencias

Este ciclo de conferencia ofrece una aproximación a la figura y obra de Francisco Sabatini desde la historiografía y las nuevas aportaciones científicas, con la participación de los principales especialistas, nacionales e internaciones, en la arquitectura española del siglo XVIII.

Programa

21 Oct 2021

Francisco Sabatini y su cultura arquitectónica, Delfín Rodríguez Ruíz. Universidad Complutense de Madrid.

Ver más

La conferencia pretende plantear algunas claves sobre la formación del arquitecto e ingeniero militar Francisco Sabatini (1721-1797), su cultura arquitectónica y las consecuencias que ambas tuvieron en sus proyectos y edificios, en su forma de  entender la arquitectura. Si su formación napolitana culmina durante su estancia en Roma, en torno al año 1750, ganando el Concurso Clementino de la Accademia di San Luca y estableciendo relaciones con algunos de los arquitectos más importantes de la época en la ciudad, de Ferdinando Fuga a Luigi Vanvitelli, lo cierto es que sería su posterior actividad  en Nápoles, hasta 1760, la que acabaría por configurar un manera de pensar, proyectar y construir una arquitectura clasicista, pulcra y académica no exenta de memorias y recuerdos de la tradición barroca romana, de Bernini a Carlo Fontana.

De su atención a estos problemas, característicos de una cultura europea y cosmopolita,  da cuenta su extraordinaria biblioteca, así como su colección de estampas, que hizo crecer de manera muy significativa durante su estancia  en Madrid, entre 1760 y 1797, al servicio de Carlos III y de Carlos IV.

28 Oct 2021

Francesco Sabatini y Juan de Villanueva en Madrid: arquitectos de dos generaciones. Fernando Marías. Real Academia de la Historia. Universidad Autónoma de Madrid.

Ver más

El siciliano Francesco Sabatini (1721-1797) y el madrileño Juan de Villanueva (1739-1811) pertenecen a dos generaciones diferentes, aunque sus carreras madrileñas corrieron prácticamente en paralelo desde la llegada del primero en 1760 y el regreso hacia 1764 del segundo; ambos venían de la Italia de mediados del siglo con bagajes más parecidos de lo que solemos pensar y coincidieron en algunas fábricas en la villa y corte o fuera de ella.

Hemos solido contraponerlos como oponentes, aunque tal vez debiéramos proponer unas vidas paralelas y menos opuestas aun manteniendo intereses, recursos y agendas diversas. El análisis de sus semejanzas y sus diferencias nos servirán para calibrar mejor las intenciones formales del madrileñizado Sabatini.

4 Nov 2021

En torno a Sabatini. Carlos Sambricio. Escuela Técnica Superior de Arquitectura de Madrid.

Ver más

Hasta bien entrada la segunda mitad del siglo XX la historiografía de la arquitectura española de la Ilustración resaltó, como referentes fundamentales, las figuras de Ventura Rodríguez y Francisco Sabatini, ignorando la reflexión que los años ’50 hiciera Fernando Chueca tanto sobre la obra romana del primero como sobre Juan de Villanueva: y sólo en el último cuarto del siglo los trabajos de Delfín Rodríguez, Juan Calatrava, Claude Bedat, Georg Garms -y algún otro que yo mismo pude publicar- tanto han cuestionado el protagonismo otorgado a ambos arquitectos como enfatizado la trascendencia del debate teórico planteado en la España de la Razón.

Si en aquellos años se encontraron y publicaron proyectos tan singulares como el Colegio de Cirugía que Sabatini concibió para Madrid, la propuesta del hospital General, en la madrileña calle de Atocha, o las trazas que José Hermosilla, Ventura Rodríguez y Francisco Sabatini propusieran para la construcción de la puerta de Alcalá, aquel material sirvió de base a la gran exposición que el citado Delfín Rodríguez comisarió sobre la obra de un Sabatini que, pese a su numerosa obra, suscitó dos importantes rechazos: el primero, que cuando durante el «motín de Esquilache» el pueblo de Madrid buscó prender al ministro palermitano y, al no encontrarle, incendió la casa del citado arquitecto; la segunda, cuando a pesar de contar con el favor real, sólo fue reconocido como académico por la de Bellas Artes de San Fernando en 1791, tras cuarenta años de trabajar como profesional en España.

Ajeno a la vida intelectual que caracterizó la arquitectura española de la segunda mitad del siglo XVIII («refugiado» y glosado por una administración -los Consejos de Castilla e Indias- abiertamente contraria al espíritu ilustrado), su figura merece ser estudiada por cuanto refleja «la otra cara de la moneda», la opción de quienes fuera de su tiempo buscaron -poseedores de un indudable «saber hacer» profesional- prolongar el barroco clasicista en el que se habían formado.

Si el propósito de una exposición debe ser tanto presentar proyectos y obras hasta el momento inéditas (obras que posibiliten mejor valorar la singularidad del sujeto protagonista) como proponer un guion de exposición que ayude a entender el posible carácter excepcional que aquél tuvo, cuatro aspectos ayudarían -en mi opinión – a comprender el papel jugado por Sabatini en aquellos años: su formación italiana hasta 1759 o, lo que es lo mismo, que pudo aprender de Ferdinando Fuga o de Luigi Vanvitelli antes de su llegada a España; por qué, fue ignorado por la Academia de San Fernando, centrando su actividad profesional en los citados Consejos; su papel como ingeniero militar (sus propuestas como urbanista tanto en España como los virreinato americanos) y, por último, en qué medida su actividad como responsable de los «menus plaisirs» palaciegos supuso una contribución al arte de Corte.

Paralelo a lo señalado entiendo que para mejor comprender la trascendencia (o no) de su trabajo convendría comparar su obra con proyectos realizados, contemporáneamente, con idénticos temas, tanto por arquitectos españoles como franceses.

11 Nov 2021

Libri di architettura del Settecento: tipologie e motivazioni, dediche e titoli. Jörg Garms. Universität Wien.

Conferencia impartida en italiano, con traducción simultánea a español. 

Ver más

La conferencia analizará, inspirándose en los dos álbumes de Sabatini de París y Viena los títulos, las dedicatorias y los prólogos de los libros de arquitectura -en el sentido más amplio de la palabra-, cuyo número se incrementa considerablemente durante el siglo XVIII. El objetivo es ilustrar mejor sus intenciones y ambiciones, así como las circunstancias y los entornos en los que nacieron.

18 Nov 2021

L’Accademia di San Luca di Roma in 1750 e Francesco Sabatini. Susanna Pasquali. Sapienza. Università di Roma.

Conferencia impartida en italiano, con traducción simultánea a español. 

Ver más

Cuando Francesco Sabatini recibió en 1750 el primer premio de la Accademia di San Luca, esta institución tenía más de 150 años. Ya no era aquel gremio de artistas fundado a finales del siglo XVI: había sido reformada a principios del siglo XVIII, cobrando cada vez más protagonismo gracias a su muy cercana relación con la corte papal.

El certamen de 1750 presenta dos temas de interés. Es uno de los pocos de los que se sabe algo más allá de los documentos oficiales: se sabe de una carta, por parte de los jóvenes que no fueron premiados, en la que se protesta por la elección de los ganadores. El segundo elemento de interés deriva, en cambio, del lugar que las antigüedades de Roma ocuparon a mitad de siglo en la formación de los artistas europeos. Bajo estos dos puntos de vista se analiza la obra de Francesco Sabatini.

25 Nov 2021

Arquitectura real en tiempos de revolución: Francesco Sabatini y el Palacio de Oriente para Carlos IV. Adrián Fernández Almoguera. École française de Rome.

Ver más

El balance arquitectónico de Carlos IV en Madrid estuvo marcado, en líneas generales, por la continuidad con los grandes proyectos iniciados por su padre. Sin embargo, los años finales de la carrera de Francesco Sabatini se movieron al son de las decisiones tomadas por Carlos IV con el objetivo de transformar el paisaje arquitectónico en torno al palacio de la capital, configurando así un espacio de gran interés artístico y político en un momento clave para las relaciones, a escala europea, entre el arte de construir y el de gobernar. Esta conferencia pretende explorar esa producción de grandes proyectos que marcaron los últimos intentos de Sabatini para inscribir su nombre en la historia de su disciplina tanto en España, como en el contexto internacional.

2 Dic 2021

Recluir lo malsano: Vanvitelli, Fuga, Sabatini. Juan Calatrava. Escuela Técnica Superior de Arquitectura de Granada.

Ver más

Es bien sabido cómo uno de los aspectos más destacados de la arquitectura en las décadas centrales del siglo XVIII fue la aparición de una serie de grandes proyectos asistenciales relacionados con las nuevas teorías higienistas, pero también con las aspiraciones de los Estados a ejercer un mayor control sobre sus poblaciones. La intervención de Sabatini en el Hospital de Atocha constituye un caso paradigmático de las luces y sombras de estos programas. Pero puede ser útil contemplarlo a través de una mirada comparativa con otras dos grandes obras que, en esta misma línea de hibridación entre reclusión y preocupación asistencial, fueron proyectadas por dos arquitectos estrechamente relacionados con Sabatini: el Lazareto de Ancona, de Luigi Vanvitelli, y el Albergo dei Poveri, de Nápoles, de Ferdinand Fuga.

9 Dic 2021

Francisco Sabatini, ingeniero militar. Juan Miguel Muñoz Corbalán. Universitat de Barcelona.

Ver más

La estructura del Cuerpo de Ingenieros de la Corona española, (re)fundado en 1711, observó durante el siglo XVIII diversos cambios que afectaron al organigrama interno, desde su comandancia hasta los rangos más bajos del escalafón.

Tras el fallecimiento del primer Ingeniero General, el flamenco Jorge Próspero Verboom, todos los jefes de ese colectivo fueron españoles, con excepción de un italiano, Francisco Sabatini. Su llegada a la corte de Madrid en 1760 fue el comienzo de una rutilante carrera en el Cuerpo hasta su muerte. Igual que algún otro ingeniero de relieve, su proyección profesional se extendió más allá de las responsabilidades inherentes a la mera disciplina de la ingeniería militar.

Sus proyectos e intervenciones materiales, su formación teórica y su labor corporativa, muestran un elevado grado de solvencia e implicación en su trabajo especializado. El estudio de su biblioteca permite también inferir su brillante inquietud profesional.

El equipo